Tuesday, November 20, 2007

Un ligo que no veas

No mucha gente sabe que pasó al final de las últimas fiestas en mi hogar. Pues lo natural...fui a descansarme por la noche compartiendo mi espacio, sabes. Ambas veces, no pasaba mucho entre nosotros durante la madrugada, pero se puede llamarlo un ligo. La mañana siguiente de la vez penúltima, me sentí vacío. No significó nada ni fue esperado. No hice nada. Al contrario, la última vez fue increíble aun con menos "actividad". Paso unas horas con una guapa quien he admirado desde hace unos 6 o 7 años. Al hablar con ella, decidí que es bastante guay y quiero conocerla mejor. Me contó que tuvo emociones para mi desde hace años también. Al partir de ella, me sentí más lleno, más vivo y más deseado.

Tengo ganas de reunir con la última, quien me abrazó con ternura y miró tras mis ojos. En serio, palpita mi corazó más rápido por pensar en nosotros juntos. Ahorita vive en otra ciudad, pero va a volver al cabo de unas semanas. Pienso (en serio) de pedirla una cita aunque el horario puede ser un problema pequeño. Llegue cerca de la semana de examenes finales y me voy para pasar la navidad con mi familia. Advino que si va a funcionar, no serán muy fuertes estos obstáculos.

¡Ay! No puedo platicar d'esto con muchas personas, no sé porque. Tal vez sea que ella está lejos ahora y es que la situación parece lejos y no tocable.
Post a Comment